Pues lo cierto es que estaría guay poder quedarnos en casa esperando que un unicornio de colores viniera a salvarnos, ¿verdad? Por desgracia, esto no va a ser así.
 
Como ya comentamos esta semana, la situación que tenemos es forzosa y nos ofrece dos caras de la misma moneda, pero con un objetivo común: ¿cómo conseguir superarla? Evidentemente, hablamos de términos empresariales, no de términos médicos. De hecho, espero de todo corazón que tu y los tuyos estéis a salvo y sin problemas, ¡mucho ánimo!
 
Este mail va dirigido a todos aquellos/as que dirigen una actividad comercial/empresarial, y en él resumo los puntos que me parecen más interesantes de las formaciones y reuniones que hemos ido teniendo estas 3 semanas para entender que nos viene por delante:
 
El primer punto es que es muy probable que el COVID-19 no vaya a irse pronto así que es importante aceptar la situación en la que estamos y que quizás esta es la nueva realidad para todos nosotros. Poco a poco las personas y empresas aprenderemos a vivir su día a día con esta realidad, mientras no se produzca ningún cambio significativo de cara a volver a la realidad. Cuanto antes seamos conscientes de ello y pongamos empeño en adaptarnos a esta nueva realidad, antes podremos sacarle provecho (o al menos no perderlo).

5 PUNTOS SOBRE LOS QUE REFLEXIONAR PARA MEJORAR TU SITUACIÓN O LA DE TU EMPRESA
 
· Nuevas oportunidades de negocio se van a ralentizar, pero sin duda, cuando la situación tire hacia la normalidad, poco a poco todo el mundo volverá a querer hacer negocios. Por eso, prepararte hoy es ingresar mañana. Duro, pero así de claro.
 
· Estamos ante un frenazo económico dónde (a corto/medio plazo) todos vamos a recortar gastos diversos. Esto es así, nos guste o no nos guste. Por ello, es importante redistribuir las partidas presupuestarias, ver en que estamos invirtiendo y que resultados nos dan, y en donde nos pueden dar más. Retorno de la inversión, simple y llanamente.
 
· Todas la comunicación y marketing no puede centrarse solo en anuncios. Ahora no es tanto momento de promoción, si no de generar contenido de calidad que provoque retención de marca en tus clientes o futuros.
 
· Tus compradores están pasando más tiempo que nunca online, haciendo búsquedas, leyendo contenido, mirando sus redes sociales, etc. Ahora más que nunca, provecha para aparecer (o al menos no desaparecer) en sus vidas, debe ser fundamental en tu estrategia tu presencia online.
 
· Visibilidad. El contexto actual es el mismo en el que nos veníamos moviendo, internet y lo digital como fuente «casi» principal para la visibilidad rentable a pequeñas marcas. Ahora, esto es así mas que nunca (no podemos salir de casa), pero es que cuando podamos, lo va a ser aun más. Posiciónate hoy, para que mañana ya tengas tu sitio.

Compartidos estos 5 puntos, comparto también una estrategia básica, y aplicable a cualquier empresa de cualquier sector, que el viernes pasado analizamos para facilitar la adaptación de una marca o empresa. Por supuesto, hablamos de una posición empática y éticamente sensata en el contexto actual que tenemos.

ETAPA DE CUARENTENA


Durante este periodo, simplemente desaparecer puede hacer perder mucho más valor a la marca de lo esperado. No hablamos de hacer publicidad igual que hasta ahora, si no que esta sea sensible con el momento en el que estamos. Algunos datos acerca de que esperan los consumidores:
 
El 76 % esperan un tono tranquilizador
El 69 % valoran de manera muy positiva que la marca informe de los esfuerzos que están haciendo
El 53 % les gustaría que mostraran como pueden ser útiles a la sociedad

En la situación actual, conjugar una comunicación que una los tres puntos anteriores, ayudará no solo a recordar la marca, si no también a transmitir tranquilidad y un optimismo-realista. Y esto es así, ya no solo por una finalidad empresarial, si no por ayudar a transmitir un mensaje de calma general. Aportemos tranquilidad.
Acción Evidencia Objetivo
Reforzar el mensajeCambio de logo- Audi o McDonal´sTransmitir optimismo, no oportunismo
Servicio al consumidorApoyar y facilitar recursos- acciones sinceras y creíblesGeneración de branded content y obtención de leads
Servicio a la sociedadCambio de funcionamiento de la empresa para apoyo a necesidades generalesEmpáticos y próximos a la situación en cada momento

* Los KPI´s utilizados para los datos anteriores de resultados online han sido: Búsquedas -Conversación – Interacción – Notoriedad

* Supuesto de time-line de la recuperación según un informe de Deloitte 

ETAPA DE REACTIVACIÓN ECONÓMICA

En la etapa de reactivación económica general, la comunicación de nuestra marca puede ir haciendo un tránsito ligero e incorporando poco a poco elementos más comerciales, por ejemplo:

Branding – Dar más visibilidad a nuestros mensajes de marca para fortalecer el vínculo con el consumidor y el propósito de marca. Para la empresa B2B, llamada a nuestros clientes, interés por su situación y como podemos ayudarles. Qué plan temporal tienen con esos proyectos que quedaron paralizados. Cualquier empresa va a tener su vista puesta en la facturación e ingresos para recuperar la situación cuanto antes. Por eso, la sinceridad, y el hablar sin rodeos ayuda a simplificar el proceso.

Comunicación Híbrida – Migración de la comunicación controlada y equilibrada entre la empatía mostrada hasta el momento y el incentivo del consumo en la actividad que desarrollamos. El refuerzo del mensaje en términos dinámicos de “que medidas de seguridad tenemos implantadas” para transmitir seguridad y tranquilidad, es uno los puntos más destacados en esta situación para la generación de confianza.

Incentivos – Dentro de la comunicación que busca el incentivo del consumo de nuestra actividad, el desarrollo de un sistema de captación de leads en base a la creación de branded content y campañas de promoción para nuestra audiencia, van a ayudarnos a comenzar de nuevo el efecto bola de nieve en materia de clientes.


Nos ha tocado vivir una situación que posiblemente no se vivió nunca (en un contexto de globalización y capacidad de transmisión de información como el moderno). Podemos sentarnos, seguir con nuestras rutinas y esperar a que pase para comenzar a trabajar de nuevo, o podemos trabajar de nuevo en prepararnos para que cuando pase, tengamos la anticipación suficiente para retomar nuestro nivel anterior de actividad cuanto antes. Las dos opciones son perfectamente válidas, solo que cada una, te va a ofrecer un futuro diferente…

¿Qué futuro quieres tu?


Que tengáis muy feliz tarde de domingo, 

Cuídate mucho,

PD- perdón, al final me emocioné y se me hizo muy muy largo el artículo 😀